consejos para hacer el escorpión de porristas

  • Asegúrate de mantener firme la pierna en la que te sostienes al hacer el escorpión, de lo contrario se verá mal. Además puede volverse un hábito y si quieres hacer una acrobacia, se te puede doblar la pierna, lo que provocará que te caigas.
  • Si tienes acceso a un espejo de cuerpo completo, observa como haces los ejercicios de estiramiento. Esto ayudará a corregir tus acciones y te motivará a mejorar.
  • Si aún quieres mejorar el balance, párate cerca de algo sólido.
  • Recuéstate boca abajo sobre tu estómago. Pídele a un amigo, entrenador, padre, etc. , que hale una o tus dos piernas en dirección de tu cabeza. Poco a poco, trata de llevar tu pierna(s) más cerca de tu cabeza. Una posición ideal (que no debes intentar la 1ra, 2nda, o 3era vez) es llevar tus piernas a los lados de tu cabeza sobre el suelo.
  • Contar con un observador puede ayudarte para principiar. Cuando trabajas con un observador para hacer un escorpión, pídele que coloque su mano debajo del muslo de la pierna que llevas hacia atrás y la otra parte baja de tu abdomen. El observador deberá presionar fuertemente ambas áreas y ayudarte a mantener el balance.
  • Puedes utilizar un cincho o banda para amarrarla a tu tobillo y tratar de halar hacia arriba.
  • No lograrás hacer un escorpión al menos que tu espalda y piernas sean lo suficientemente flexible y hayas practicado la técnica correctamente.
  • Intenta mantener la pierna recta la pierna que tienes doblada y no hacia un lado.
  • Inténtalo con ambas piernas. Puede resultar más fácil balancearte o que eres más flexible en uno de los lados.
  • Intenta abrirte de piernas sobre el marco de una puerta y empuja tu pierna hacia arriba.
  • Inclinar tu espalda hacia atrás en forma de puente, ayudará a que logres hacer un escorpión.
  • Pídele a alguien te vea las primeras veces que lo intentes.
  • Si has sido porrista, te estirarás con mayor facilidad. Sin embargo, si te es difícil, es porque no has sido porrista por un largo tiempo o nunca lo has sido. Estírate todo lo que puedas, pero no te exijas tanto.
  • Estira la pierna que siempre llevas hacia abajo
Anuncios