Practica Siempre

Practica tu rutina entre dos y cinco veces cada semana. Repasa cada movimiento hasta el cansancio, y luego hazlo una vez más. Siempre que puedas practica también con tus compañeras de equipo, para tener la sincronización perfecta. Recuerda que la práctica hace al maestro.

Anuncios